Gala Hospital Rivadavia invitada especial Mirtha Legrand

Octubre y noviembre son meses vitales para el calendario social solidario que, tímidamente, recupera su ritmo tras dos años en suspenso por la pandemia. El pasado jueves 28, la Fundación del hospital Rivadavia celebró su gran noche con la comida anual (van por la séptima edición) en el Salón Libertador del hotel Sheraton, en Retiro. A sus fabulosos 95 años, Mirtha Legrand se convirtió en la invitada de honor y fue recibida por Diana Chugri, presidenta de la fundación anfitriona. Chiquita llegó puntual a la cita, del brazo de Martín Cabrales (el empresario cafetero y gran amigo de la familia Legrand Tinayre) y enfundada en un vestido largo con guantes al rojo vivo. En las 41 mesas se vieron muchas caras conocidas, del showbusiness, la política y el mundo de la moda

El evento empezó con cóctel y bocaditos y el menú tuvo tres

pasos: terrina de palta y langostinos, ojo de bife braseado con papa aplastada y queso de cabra y un memorable postre de chocolate, todo maridado por los vinos de Bodega del Fin del Mundo, que acompaña siempre al Rivadavia. Mirtha compartió la mesa principal con los anfitriones y autoridades de la Fundación, el gobernador de Jujuy, Gerardo Morales y su mujer, Tulia Snopek, y Cristina Díaz Alberdi (la madre de Horacio Rodríguez Larreta). Con los sponsors y las subastas de estadías, comidas, un mural y distintas donaciones, se recaudaron unos 7 millones de pesos, que serán destinados a remodelar el tercer piso de la maternidad Peralta Ramos. Anamá Ferreira compró el reloj Cartier y le puso la cuota de emoción: Apenas llegué a Argentina, mi madre fue atendida en el Rivadavia con excelente calidad médica y humana. Esta es mi forma de retribuirles algo y agradecerles por tanto, dijo la ex modelo. El the end llegó al ritmo del grupo Ráfaga. Y la incansable Chiquita, que al día siguiente grababa su programa, seguía de gran charla. Informe: Sol Testa Renzi Fotos: Alejandro Fiore Arriba: las ex mannequins eligieron looks engarriados en azul. Mora Furtado y Evelyn Scheidl (por Adriana Costantini) y Teresa Calandra, con falda a rayas de Carolina Herrera y top de Zara. Arriba, derecha: Taina Laurino Ferreira, superchic, con vestido tejido de Missoni. Cecilia Zuberbühler llevó un outfit de Alberta Ferretti y Anamá Ferreira, un vestido con tajo de Prisma Chic y clutch de JimmyChoo. El grupo Ráfaga le puso ritmo al evento que recaudó unos 7 millones, que serán destinados a remodelar el tercer piso de la maternidad Peralta Ramos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *